martes, 26 de agosto de 2008

Un poco de fotos teatreras



Un mountruo anda suelto. Una composición ajustada de Checha Amorosi, acá convertida en un Yeti neuquino. Escapada de el país de la aberración gestual, con su camiseta de bostera. Me encanta esta foto, me parece atroz y hermosa.


Con los protagonistas de mi próximo espectáculo que larga el viernes 05 de septiembre. La consigna; cara de algo que no seamos nosotros, una especie de mutantes o seres con labios rabiosos. Checha, Lilian, Javier, Ariel y quién escribe.




Con un corcho violeta en la boca, un corcho torteril. Y para ser aún más literal que el color violeta lesbiano, una torta en mis manos. Tortita de Manteca, además de contar una historia de amor, cualquier historia, la tuya, la mía, la que podría pasarle al otro, es un homenaje a todas las lesbianas del mundo, las argentinas, las latinas, las europeas, las lesbianas africanas, las asiáticas y las de Oceanía también, para todas esas lesbianas que habitan cada rincón del planeta. Si sos lesbiana, o estar por salir del closet, o te gustaría probar estar con otra hembra, no te quedes con las ganas, probá torta, mirá torta, viví como torta y comete el corcho conmigo.





De fondo Checha Amorosi, pre - "calentando", para la función, en el escenario parloteando un dúo estético que se las trae, Ana Paula Fort Caneda y Eleonora Boffi, trabajando son una garantía, me encantan sus personalidades, son tan a tirrra, tan tranquilas, pero en el fondo tan intensas, que me dan paz. Me siento tranquilo trabajando con ellas.



Escena V de la obra Tortita de Manteca (Ruidos Turbios que se arrastran) En este escena las protagonistas se encuentran en un bar después de tres años. Al comienzo de la escena hablan de bueyes perdidos, de aquellas pequeñas cosas de las cuales también se construyen las relaciones, con el paso de los minutos comienzan a golpearse lentamente en esos lugares que tanto duelen.





Los domingos a las 20:00hs Tortita de Manteca se presenta en Antesala Teatro. Acá Vale y Checha en una versión Pocahontas urbana, con sus pechitos turgentes tapados con el lacio de su pelo negro. Lindas mujeres crudas.

No hay comentarios: